Mi madre siempre me dijo que había sido un bebé recién nacido muy buena hasta los cinco meses.

Yo creía que mi madre exageraba, pues no entendía como un bebé muy bueno, que dormía por la noche, de repente se podía transformar a los cinco meses y no deja dormir a sus padres hasta el año y medio… Los primeros dientes cariño, los dientes… Me  contaba mi madre.

Por lo visto, desde que empezaron a salirme los primeros dientes a los cinco meses, he sido lo que los americanos llaman un “pain in the ass”. Aunque en este caso, ¡no era en el culete donde tenía dolor sino en la boca! Supongo que habrás oído que si los adultos tuviesen que sufrir el mismo dolor que sufre un bebé cuando le sale un diente, ¡nos desmayaríamos de dolor! No sé si es cierto, pero de serlo es fácil comprender a los bebés que lloran por esta razón. Y como todo el mundo tiene que pasar por ahí (al menos que prefieras que Tu Bebé no tenga ningún diente como tu tía abuela) pues lo único que puedo hacer es proponerte este artículo de Guía Infantil que te explica trucos para aliviar el dolor de los primeros dientes a TB y desearte mucha suerte!

¡tenemos una sorpresa para ti!

dejanos tus datos y disfrútala