Elegir la sillita para el coche puede llevarnos días e incluso semanas. Ya te conté en otro post cómo fue mi primer viaje en coche con Niño Maravilloso y Marido Perfecto. Un recorrido que con normalidad lleva quince minutos (el del hospital donde di a luz hasta casa) ¡nos llevó una hora y media! Fue muy gracioso ver a Marido Perfecto, motero y aficionado a la velocidad, conducir como un abuelito de 80 años. Y qué decir de mí, que ni siquiera podía andar…

Lo que no te he contado nunca lo escrupulosa que fui a la hora de elegir la sillita para el coche de NM, aunque seguro que si me conoces un poco ya puedes imaginarte que no me llevó cinco minutos… Además, fue uno de esos aspectos en los que no escatimé el dinero, decidí que habría que invertir lo que hiciera falta para tener la sillita para el coche más segura. Pero, por una vez, creo que Marido Perfecto no pudo poner ninguna pega al respecto, porque proteger a nuestros bebés de los riesgos de un accidente en coche es un tema muy serio que no podemos tomarnos a la ligera.

Para colmo, me parece que este año la ley respecto al uso de los sistemas de retención infantil ha cambiado, así que buscando información para ponerme al día, he encontrado algunos consejos a la hora de elegir la sillita para el coche de Familia y Salud; a mí me hubiera encantado haber tenido todos estos consejos para ayudarme a elegir la sillita para el coche que más nos convenía. No sólo vienen algunas recomendaciones a tener en cuenta. Me ha parecido súper útil la comparativa de la RACC de una gran cantidad de sistemas de retención del mercado. Te aconsejo que le eches un vistazo porque hay un montón clasificadas como muy insatisfactorias (es decir, inseguras). Y la pregunta que cualquier persona con sentido común puede hacer es, ¿¿¿entonces, por qué no las retiran del mercado??? ¿¿¿de qué sirve un sistema de protección que no protege correctamente, o que sí protege, pero podría envenenar a nuestro bebé???

Supongo que, como no, siempre personas con poco sentido común están encargadas de tomar esas decisiones, por ello tenemos que tener el mayor cuidado posible a la hora de elegir la silla para el coche y no fiarnos de las marcas sólo por ser conocidas.

¡tenemos una sorpresa para ti!

dejanos tus datos y disfrútala