Como siempre, lo que voy a contarte es mi experiencia personal con Niño Maravilloso.

Puntualizo esto, aunque a estas alturas quizá no haga falta, porque el título de este artículo, ¿Necesito una doula?, puede dar a entender que voy a darte una respuesta, que voy a decirte si necesitas o no una doula y bueno, nunca es tan simple, todo depende de las circunstancias…

Para empezar, y por si todavía no habías escuchado esta palabra, o bien ya la conoces, pero no tienes muy claro a qué se refiere, te diré que una doula es una mujer, con experiencia en la maternidad, que acompaña y a otras mujeres al final del embarazo, el parto y el paurperio (aunque esto lo explica mejor la bloguera de Y además mamá en el post que encontrarás más abajo).

Salvo excepciones, todas las madres primerizas y muchas que no lo son, tienen dudas. Nos sentimos perdidas. Se supone que debemos saber muchas cosas por instinto, pero la verdad es que yo creo que eso que llaman instinto es más bien cultura. Es decir, que si tú desde pequeña te has ocupado de hermanos, si has estado junto a otras mujeres mayores que tú mientras se ocupaban de sus hijos y has observado todo eso… pues puede que el día que te llegue el momento sepas muchas cosas. Pero si tu vida no ha sido así, como es lo más probable, ¿pues porqué deberías saber nada?

En mi caso, además, lejos de mi familia, de mis amigas y de la familia de Marido Perfecto, me sentí bastante sola. Me encontré tan perdida y con MP trabajando tanto que sentí la necesidad de que alguien viniera a mi casa y me enseñara, o al menos me orientara sobre cómo ocuparme de NM: cómo darle el bibe bien, el baño, cuáles son buenos hábitos para dormir… Así que me recomendaron una doula que vino tres veces a la hora del baño. ¡Y me encantó! Efectivamente, lo que me transmitió es algo muy valorable: confianza en mí misma a la hora de ocuparme de NM.

Así que si me preguntas por mi experiencia personal, te diré: ¡a mí me ha servido! Si la pregunta es más general, si creo que todas las madres primerizas necesitan una doula a su lado, pues no sé… Creo que depende de su nivel de conocimiento de los bebés en general, de su experiencia, de la ayuda que ya tiene con su familia, etc.

De todas formas, si quieres ampliar más información para decidirte, te recomiendo que leas este artículo, quizás así sepas si realmente necesitas una doula.

¡tenemos una sorpresa para ti!

dejanos tus datos y disfrútala