Hoy en día todo el mundo necesita hablar idiomas, para trabajar, viajar, para estudiar… para todo hace falta. Por eso, cuando cuentas a la gente que Tu Bebé es bilingüe o plurilingüe la mayoría suele felicitarte y alegrarse por él. ¡A ellos también les hubiera gustado tener esa suerte! se hubieran ahorrado unos cuantos euros en clases de inglés!

En mi caso, cuando yo cuento cuáles son los idiomas que oye diariamente Niño Maravilloso, hay algunas personas a las que deja de parecerles tan fantástico esto del plurilingüismo, empiezan a torcer el gesto y hasta me preguntan confundidos si el pobre NM no va a hacerse un lío. ¿Por qué, me preguntarás? ¿Es para tanto? Ahora te cuento.

Cuando aún estaba embarazada, sobre todo en este último mes de embarazo, como tú ya me planteaba la cuestión de cómo familiarizar al niño con varios idiomas. Imagino que si en casa habláis varios idiomas y quieres transmitírselos a Tu Bebé te sucederá lo mismo. Como ya te he contado en alguna ocasión, yo vivía en Nueva York cuando me quedé embarazada, mi marido es español y yo francesa, (si quieres saber más acerca de mí) así que ya conocía a un montón de parejas de países distintos con hijos y me contaban cuáles eran sus recetas para afrontar el bilingüismo o el multilingüismo en casa. También busqué mucha información en Internet.

La conclusión general a la que llegué es que lo importante es que cada uno se dirija al niño en su lengua materna y en casa se use aquella lengua que hablen mejor los dos o una tercera lengua que sirve de puente (por ejemplo, el inglés). Aunque los resultados suelen depender también del niño, lo normal es que un bebé bilingüe comience a hablar más tarde pero que no tenga problemas en aprender dos o tres lenguas.

Esta era mi idea cuando estaba embarazada, pero luego el día a día ha ido retorciendo todo el asunto un poco más. Sabéis que vivo en Barcelona. Pues, como es natural, yo hablo en francés a NM, Marido Perfecto en castellano, en la guarde le hablan en catalán y tiene clases en inglés. Ahí no queda la cosa… Para rematarlo todo, la nanny de NM le habla a veces en tagalo (la lengua de Filipinas). Así que muchas veces me pregunto qué va acabar hablando mi NM, ¿¿chino??

He escogido este artículo de Amor Maternal de Louma Sader, porque da algunos consejos muy buenos que está bien conocer desde el embarazo si quieres tener un bebé plurilingüe. Arriverderci… Si, olvidé deciros que mi cuñado siendo italiano, él le habla en este idioma a NM… Cuando os digo que nos va a salir raro… ; )

¡tenemos una sorpresa para ti!

dejanos tus datos y disfrútala