Tu amiga/hermana/prima acaba de tener un bebé y eso siempre es motivo de alegría y celebración. Por supuesto, te apetece hacerle un regalo, y es que, ¿a quién no le gusta comprar cositas para bebé? Es todo tan pequeñito, suave y bonito que sin darte cuenta tienes 10 artículos de todo tipo en tu cesta, pero no estás realmente segura de que ninguno sea el adecuado. ¿Qué hacer en estos casos? ¿Cómo elegir el regalo perfecto para el bebé, aquel que sea original y práctico y no acabe en el montón de los regalos inútiles y olvidados?

El mejor regalo para un bebé

Como mamás expertas, si algo hemos aprendido con el tiempo, es que no siempre el regalo más caro o bonito es el más útil e idóneo para el bebé, por eso, desde Tu Bebebox queremos darte algunos consejos para triunfar en tu elección.

  • Recuerda que de los 0 a los 6 meses los bebés empiezan a descubrir el mundo, por lo que es muy importante estimular sus sentidos para despertar su curiosidad. Si te decantas por un juguete, asegúrate de que este sea adecuado para la edad del bebé, que cumple con todas las normas de seguridad vigentes y que resulta agradable al tacto, el oído y la vista. Además, procura que resulte estimulante para el aprendizaje y que no sea sexista.
  • Si eres de las que no pueden resistirse ante los textiles y se te cae la baba con la ropita, los baberos o las muselinas, también hay una serie de consejos que deberías seguir. En primer lugar, elijas lo que elijas, apuesta por la calidad. Por muy mono que sea ese vestidito o pijama, si le produce alergias o rozaduras a la piel del bebé, sólo se lo pondrán una vez. Te recomendamos que busques textiles 100% algodón (si es orgánico, mejor), y cuantos menos botones, gomas o lazos lleven, más cómodo le resultará al bebé. Por otro lado, ten en cuenta la talla, y si decides comprarle algo para más adelante, contempla el cambio de estación. También deberías tener en cuenta los gustos de los padres, y es que por muy gracioso que te parezca algo, si crees que no va a encajar con ellos, lo más probable es que no lleguen ni a estrenarlo.
  • Si prefieres regalar algo propiamente útil, asegúrate de que aún no lo tiene y de que realmente lo necesita, pregunta a los padres, ellos te ayudarán con esta respuesta. Por muy práctica que resulte una bañera para el bebé, tener dos se convierte en un estorbo inútil. Hay muchísimas cosas que un bebé necesita y que facilitan el trabajo a la mamá, pero de nuevo tenemos que tener en cuenta la calidad de los productos y su idoneidad para la edad del bebé. Si se trata de un artículo caro pero que sabes que va a valer la pena porque lo van a aprovechar, siempre es buena idea juntarse con más gente y hacer un regalo conjunto. En temas de bebés, siempre es mejor la calidad que la cantidad.
  • Y nuestro último consejo, pero no por ello menos importante: ¡no compres por comprar!. Nadie se va a enfadar contigo por no llevar un regalo el primer día. Si no has encontrado nada que te parezca lo bastante adecuado u original, tranquila, tienes tiempo para buscar. Es mejor esperar un poco y elegir algo con lo que estés segura de que acertarás que quedarte con lo primero que encuentres aunque sepas que en dos días va a estar en el montón de los regalos inútiles. Sea como sea, estamos seguras de que si ves las opciones que te damos en Tu Bebebox esto no te va a pasar ;)

¡tenemos una sorpresa para ti!

dejanos tus datos y disfrútala